• Valoración de software

     Valoración de Software

Valoración de Intangibles

La valoración de intangibles le puede ayudar en muchos casos ya que el valor de una empresa suele estar en el inmovilizado inmaterial:

  • Patentes.
  • Software.
  • Marcas y  nombres comerciales.
  • Personajes.
  • Derechos y licencias (de autor, de producción, de uso).
  • Modelos de utilidad.

Todos estos bienes, constituyen en muchos casos la mayor parte del valor de la empresa. Estos activos, se pueden valorar y existe normativa contable para su tratamiento.

¿Cuándo le puede interesar la valoración de activos intangibles?

La valoración de sus activos intangibles le puede interesar en casos similares a los de los otros tipos de valoración:

  • Como garantía en operaciones de crédito. La propiedad industrial se puede (igual que los activos materiales) pignorar.
  • En operaciones de compra/venta.
  • Para actualizar sus balances.
  • Como aportación a sociedades.

Pero también en casos mucho más particulares como:

  • Saber qué royalty o derecho de uso pagar/o cobrar por una determinada patente, derecho de autor o el uso de cualquier otro activo intangible propio o ajeno.
  • Saber si están justificados los pagos o cobros por este tipo de material o su uso.
  • Valorar con mucha mejor precisión la compra/venta de sociedades o participaciones.

¿Cómo se puede valorar un activo inmaterial?

Existen múltiples procedimientos para hacerlo. Mencionaremos algunos de los más usuales, aunque en cada artículo se deberá aplicar un procedimiento «a medida» considerando sus particularidades.

Por el precio de adquisición

El activo intangible se valora por lo que ha costado producirlo o adquirirlo. Es una primera opción, aunque puede dar lugar a distorsiones bastante fuertes, debido a que:

  • Un activo que cueste poco de obtener puede reportar un gran valor. Por ejemplo, el juego del Tetris costó muy poco dinero de desarrollar (un programador experimentado lo podría desarrollar en dos semanas) y ha sido uno de los juegos de mayor éxito en todo el mundo. El valor está en la idea, no en el desarrollo. Otra cosa es que después del éxito obtenido alguien compara los derechos.
  • También puede ocurrir a la inversa.

Por comparación con otros similares

Idealmente se pueden comparar operaciones de compra/venta de activos similares al nuestro y concluir a partir de aquí el valor que podemos esperar en una operación similar. Por ejemplo, es bastante lógico pensar que la marca «Mercedes-Benz» y la marca «BMW» tienen un valor similar, ya que ambas venden automóviles a un precio similar para sus prestaciones y en cantidades no muy distintas.

Por los beneficios que está generando, en comparación con otro artículo desposeído de ese activo.

Por ejemplo, si queremos valorar la marca «Mercedes-Benz», un criterio sería (simplificando) contabilizar cuánto hubiera facturado la marca vendiendo coches de similares características de otras marcas generalistas y cuánto ha facturado en realidad, vendiendo sus modelos, en definitiva lo que la gente está dispuesta a pagar «por la estrella«.

Este criterio se puede aplicar también, en algunos casos, a patentes y modelos de utilidad.

No obstante siempre hay condiciones que se deben considerar, aparte del valor que pueda tener «ahora» una marca. Por ejemplo una marca tecnológica, como «Bleckberry» o «IBM» o «Yahoo» puede tener un valor mucho más fluctuante que una marca como «Coca-Cola», que lleva 100 años en el mercado y que no tiene tanto riesgo tecnológico.

Por otra parte, una marca puede generar valor (y de hecho muchas lo hacen) a través del «branding». Es decir, no incorporando al producto mas que su imagen. Por ejemplo, podemos adquirir productos bajo la marca «Ferrari», que nada tienen que ver con esos coches. La marca continuaría generando valor aunque no se fabricaran más.

Por los beneficios esperados

A veces, el valor de un activo inmaterial se puede calcular a partir del valor actualizado de los beneficios esperados por el mismo. Es posible que los flujos de caja se puedan prever, por ejemplo cuando:

  • Ya se están pagando o cobrando derechos por ese bien.
  • Es predecible el beneficio que va a generar: Por ejemplo, un producto similar a otro anterior, como un nuevo libro de un escritor o una película.

Nosotros le buscaremos la mejor manera de valorar su inmovilizado inmaterial. Sepa mejor cómo decidir.

Tasación de Intangiblesinfo@peritosytasadores.com Contacto